sábado, 14 de agosto de 2010

La calma del hotel Nutibara (Medellín, Colombia)

Bajo un sol del más puro verano uno de los clásicos edificios de la ciudad, desde la década de los cuarenta, yergue su fachada en el centro de la ciudad. Aunque no siempre el cielo está tan despejado el granito gris de este edificio se destaca siempre. Tal vez por que su arquitectura de líneas claras y definidas ennoblece, junto con las otras construcciones de la plaza, el sector donde se encuentra.
O tal vez porque de una manera discreta esta edificación apunta a un pasado relativamente remoto donde las maneras y formas de vivir de la ciudad eran, con mucho, más mesuradas que las de ahora y por lo tanto su aspecto cataliza el movimiento farragoso de la gente que camina a su alrededor todos los días.

2 comentarios:

  1. Jaime Alberto Barrientos17 de agosto de 2010, 11:56

    El hotel Nutibara, una de nuestras más preciadas joyas.

    ResponderEliminar
  2. Este es un hermoso Hotel en Medellin que se encuentra en el corazón del área histórica y cultural de Medellín, esta pensando en el relax y el cuidado corporal de los huéspedes.

    ResponderEliminar